Embroidery ist Krieg

Dicen que bordar es de “señoras que no saben cómo matar el tiempo porque los hijos se han ido”, que tejer es de abuelas, que me estoy convirtiendo en una treintona quedada con hobbies del siglo pasado… lo cierto es que todo esto es falso.

Señores, tejer, bordar y realizar cualquier otro handcraft no tiene edad, ni género, ni significa que soy una morra sin quehacer. Ya crezcan tantito.

Hilazas

Estamos en un siglo donde los homosexuales ya pueden contraer matrimonio y estos son reconocidos legalmente, las mujeres votamos desde hace más de 50 años, México se independizó, hay democracias, libertades, cambios de mentalidad y ustedes todavía con el chíngale y dale que “tejer es de abuelas”. Losen up, tight bitches.

Pero bueno, si “tejer es de ñoras”, ¿bordar es de qué?

¡De badasses, culeros!

Hace unas semanas me dispuse a llevar el embroidery a un nivel más CVLT. Mi hermano Frank me ayudó a dibujar una imagen clásica del Black Metal: Una foto emblemática de Gorgoroth.

Gorgoroth

Agüevo tenía que existir una ilustración que me hiciera más fácil el dibujo sobre la manta en la que iba a bordar y de ahí agarramos monte.

Gorgoroth Embroidery I

Como era mi primer proyecto de bordado, quise que fuera algo fácil y que no involucrara muchos colores, por aquello de tener que cambiar de hilaza y tal y tal.

Gorgoroth Embroidery II

Gorgoroth Embroidery III

Hacer algo con puro color negro fue perfecto y me ayudó a calarme para ver si tenía mano para este handcraft, para el cual déjenme decirles que hasta tengo talento, porque aunque es bien fácil, pos tiene su chiste, verdá, básicamente.

Gorgoroth Embroidery IV

Repito, se trata de mi primer proyecto ever y como no conocía la lógica del bordado, la cagué varias veces; por ejemplo en el cabello de Gaahl, del lado derecho, como que las líneas no están bien hechas y no parece cabello. También a la hora de bordar la cruz no supe muy bien cómo hacerlo y terminó siendo una silueta rara que no se ve nada profesional.

Infernus parece una caricatura y el único que me gustó fue Kvitrafn, el rubio, el del lado izquierdo del bordado, trae toda la actitud. Incluso pensé en recortarlo y quedarme nomás con él para pegarlo a un chaleco que quiero armar (ese es otro proyecto que luego revelaré).

La palabra “Black” me quedó chida, pero con “Metal” batallé demasiado, ¿se nota? jajajja

Gorgoroth Embroidery V

Quisiera mencionar a modo de confesión que durante toda su confección sufrí de hostigamiento universal y maltrato emocional, y aunque estaba muy emocionada de verlo terminado, cuando por fin lo acabé ya no lo quería ni ver.

Gorgoroth Embroidery VI

Cada vez que lo veo lo quiero meter en el fondo de mi bolsa de estambre para no recordar tanto malviaje que me sucedió cuando lo bordaba. Pero bueno, eso es otro baile, el punto es que creo que lo regalaré; creo que funcionará como un regalito funky,  sé que le pueden dar un nuevo valor y con suerte terminará colgado en algún rinconcito blackmetalero.

Apresurada por mantener mi mente ocupada, me embarqué en un siguiente proyectillo, ahora usando muchos colores, pues para experimentar con diferentes hilazas.

Mi amiga Susana sugirió crochetear el bastidor y pa’ pronto es tarde.

Crocheted loop

Quería ver si ahora sí podía ser una bordadora más estética, más limpia y menos desmadrosa, porque en el proyecto de Gorgoroth abusé mucho del lápiz a la hora de bosquejar y las hilazas fueron (algunas) arrancadas con los dientes o mandadas a la chingada a la mitad de la línea.

Me gusta que el bordado demuestre que fue hecho a mano, porque ahora con tanta máquina, pos cualquiera puede tener un bordado hecho en una fábrica. Entonces, el bordado debe verse hecho en casa, un poco chuequito, con encanto, vaya.

Witchy embroidery: sigil

Acá elegí un diseño propio con significado personal que representara menos reto que el anterior: un sigil.

Un sigil es un sello creado por el brujo para, por medio de un dibujo, resumir una entidad (demonio, ángel o espíritu).  Determina el deseo de un brujo en forma pictórica, la bruja “carga” de significado el sello y es un recordatorio del deseo pedido al espíritu (en este caso).  Ponle que es como crear tu propio amuleto, una cosa muy bonita,  íntima y ñoña.

El original se hizo una tarde en un mantel de papel que va debajo de la taza de café de una cafetería local. El bordado lo hice para extenderle la existencia a la intención original del sigil.

Sigil magic

Aquí quise usar hilazas de diferente material y calidad, y practicar más el relleno.

Sigil embroidery

Me faltan muchas puntadas por aprender (¿se dice puntadas? Damn!) y ando en busca de un libro o una especie de guía más formal que me enseñe a ser versátil. Debo aclarar que esto de incursionar en el bordado fue de “A+B tiene que ser = C”. O sea, un día me senté y dije: “Fuck it, lets do this!”.

Sigil embroidery

Usé hilaza más gruesa y me encantó como se ve, chécate el infinito. La luna la bordé con hilaza delgaditititita y también me gustó mucho cómo me quedó. El crocheteado es perfecto para el sigil y la combinación de colores hace que el sigil se vea menos aterrador, así que está muy bien para estar colgado donde quiero que esté. Va a ser un regalo también.

Por lo pronto ya tengo en mente mi siguiente proyecto y ya llené una carpeta con imágenes e ideas que saqué de Pinterest: Gracias, internet, me caso contigo.

Asì que, me vale un pito si soy una ñora blackmetalera abandonada por sus hijos, o una bruja solterona sin quehacer, todos ustedes retrógrados se pueden meter sus comentarios por el ojo de la aguja más pequeña que encuentren en la mercería de la esquina.

Embroidery for life, bros!

Sobre cómo tejer para no usar novocaína o “Las calamidades de la Grand Cardinal Cross”

Para quien no sepa, y prometo ahondar poco, este post es sobre otra cosa, estamos pasando por un momento maravillosamente perturbador.

A mediados de abril cuatro planetas van a alinearse geométricamente para formar una gran cruz en el cielo: Plutón, Marte, Júpiter y Urano, esto se llama Grand Cardinal Cross. Además hay un eclipse de luna el 15 de abril y otro el 30, así que por donde lo quieran ver estamos medio jodidos.

Si quieren leer un poquito más, este artículo está genial.

Ustedes mismos habrán sentido mucha ansiedad recientemente, mucho ‘restless’, como sentirse animal enjaulado, como que nada les da paz, como que buscan y buscan y nada… bueno, esto es porque uno de los planetas alineados rige la guerra y otro rige el conservadurismo (opuestos, hello! Uno estira y el otro aprieta). El tercer planeta rige las sorpresas, el cambio inesperado, y el cuarto rige la expansión, así que piénsenle tantito, hagan memoria: ¿no les han sucedido últimamente cosas bien raras e inesperadas? ¿noticias? ¿gente que hace mucho que no veían? ¿Cosas random sucediendo? ¡¡¡Sorpresas en general!!!

A mí sí, un chingo de todo eso, el último mes ha sido una montaña rusa de alamadre’s, nomames’s, ajales’s y ¿apoco?’s.

Anyways…

Con tanta cagada qué pensar y qué acomodar en los anaqueles del cerebro, he tejido prolíficamente (este post es sobre tejer, sí).

Como he mencionado con anterioridad, tejer me da calma, me da espacio imaginario para razonar con claridad, así que cada pieza (pieza o esperpento, como lo quieran llamar) que he tejido está impregnada un poco con desesperación, ansiedad, dudas, pero con mucho amor. Amor a través de la liberación.

Hay que pensar, hay que recapacitar y cambiar de rumbo sin miedo porque en el pinche cambio está la evolución… Ometeooooootl!

Total que pensando y pensando se me van los dedos tejiendo.

Desde diciembre o enero que estaba tejiendo un cowl, que es una especie de bufanda redonda que te la amarras como un 8 en el cuello.

Tejiendo cabello humano.

Mi amiga Manana me regaló el estambre y mi amiga Susana me prestó sus agujas redondas (¿o cómo se dice? ¿circulares?).  Inicialmente iba a regalarlo, porque no sé, nunca me he quedado con nada de lo que hago, pero cuando lo terminé me gustó tanto que no me pude separar de él.

Me equivoqué mucho porque creo que era mi primer proyecto más o menos grande; el Moreno le mordió las orillas, así que el estambre quedó medio roído, y tuve muchos problemas para cerrarlo (mi amiga Miriam me ayudó. Dios bendiga a las amigas. #FuckYeahFriends). En resumen, la mentada bufanda quedó media cucha.

Alguien mencionó que el estambre parecía cabello humano y cuando lo vi terminado efectivamente parecía una bufanda hecha con una peluca. A mí me gusta imaginar que es cabello humano de las doncellas vírgenes víctimas de Erszebet Bathory. #CVLT #CálmatePincheTrue

Cowl I

Antes, mucho antes que el cowl, comencé otra bufanda con agujas que se supone tiene theme de un zorro. No me pregunten, no he avanzado tanto.

L'inizio dei tempi

Tejiendo en Navidad

También le tejí al Güerito un suéter a tiempo para el invierno.

Le quedó medio apretado y parecía perro ochentero porque sin querer me quedaron unas hombreras raras que aunque se veían medio ridículas a Güero no le molestaban, pues la ridiculez nunca ha sido un problema para nosotros.

Un suéter para perro

El pedo es que me aburro fácilmente si son proyectos tejeniles muy largos. Necesito variedad, hacer un poco de esto y de aquello, entonces encontré mi método tejecional, atención tejonas este es mi consejo aplicado gracias a la experiencia: La onda es comenzar un proyecto grande e intermitentemente comenzar proyectos pequeños, para spice it all up, para no subyugarse a la rutina, para darle sabor al caldo, para no morir de aburrimiento.

De esta manera he concluido algunas cositas pequeñas en crochet.

Antes de Navidad le hice a Raúl un protector para el Ipad mini:

Ipad mini cozy

Yo me hice uno, pero el estambre tiene color de vómito, así que no me atrevo a postearlo.

A Jules le regalé un cozy cup para mantener la taza de café abrigadita por si en invierno la da frío o medio se agripa:

Cozy cup I

Cozy cup II

Cozy cup III

Tejí un par de ratoncitos que no tienen dueño todavía.

Ratoncito crochet en proceso

 

Ratoncito crochet.

ratoncito crochet II

Y tejiendo me curo.

Ahora he venido pensando en bordar. Tengo algunas ideas y Miriam me ha aconsejado un poco sobre esto y aquello, así que cuando me sienta segura comenzaré algo.

Quiero bordar una funda para almohada, unos calzones… sí, así es, planeo comprarme unos calzones de olanes y bordarle algo en el área del trasero, algo como “Hail Satan” en cursiva o “Fuck me” con florecitas y zacatito… no sé, ya les contaré.

Embroidery kit

Por lo tanto y mientras pronto voy a surfear esta Grand Cardinal Cross tejiendo y bordando. Dios sabe que lo necesito.

Suerte para todos, les deseo que tengan también una válvula de escape para estos días y si no la tienen, agárrense de algo porque está cabrón #WeAreInThisTogether

Happy knitting, fuckers!

Knitters of the world: UNITE!

Posted On 13 junio 2013

Filed under arte, crafts, crochet, Knit, Tejer, viejita
Etiquetas: , , , ,

Comments Dropped one response

Ya había contado que, invitada por mi amiga Susana, estaba asistiendo a un ‘Knitting coven’ (así le digo yo)… Bueno, la semana pasada Andrea Menchaca, reportera del periódico EL NORTE, nos acompañó a la juntación del miércoles.  El tema era el Día Internacional de Tejer en Público, pues las locas del coven organizaron una reunión tejedora el sábado en el Parque Rufino Tamayo para celebrar la celebración (básicamente).

Día Mundial de Tejer en Público. Poster hecho por Vhana Trejo.

Las Arañoñas, por Lix Gutiérrez

Las Arañoñas, versión decente, por Lix Gutiérrez

La mini entrevista y sesión de fotos duraron poco, porque luego Andrea se quedó a tejer, pero de la charla salió una nota para el diario:

Periódico EL NORTE, Sección Vida! Viernes 7 de junio.

El sábado de esa semana nos fuimos a tejer al parque, como dice el artículo y he aquí algunas fotografías de algo que luego se convirtió en el grupo Tejer en Monterrey.

Tejedoras en el Parque Rufino Tamayo.

Me veo como si fuera un outcast en esta foto,pero juro que me sentí muy cómoda y no me perdí nada del chisme.

Tomada con mi Iphone: Tejedoras

No es la mejor foto, pero bue…

La onda estuvo muy buena. Fue algo así como un picnic, llegó gente que no conocíamos, pero que ahí conocimos, se intercambiaron consejos sobre tejidos, técnicas… Hubo muy buena vibra, muy pacífica y abuelera.

Día Mundial de Tejer en Público, Monterrey.

Tejer en Monterrey

De ese día también salió una nota, en el periódico del domingo 9 de junio:

Periódico EL NORTE, Sección Vida!, Domingo 9 de junio.

Las reuniones dejaron buenas experiencias y se armó un grupo en Facebook: Tejer en Monterrey. Vayan, dénle Like y si les interesa unirse a las reuniones, ahí habrá info.

De hecho, el próximo domingo 16 de junio se volverán a juntar, pero ahora en el San Pedro de pinta, a partir de las 10:00 am, me parece. La info viene ahí en el grupo. Go like it!

Ahora, me imagino que debe haber muchísimos grupos de personas tejiendo en Monterrey, I SAY: Bitch, shout out! Knitters, let’s unite!

Ilustración hecha por Vhana Trejo